javier en el premio

Realmente es un honor poder compartir simplemente unos conceptos del porqué de mi participación en las entidades gremiales empresarias.

Al principio, comencé participando en un evento llamado “Emprender”, que se realizó en Mar del Plata, a 400 km de mi hogar y empresa en San Miguel. Un socio de la Cámara de Comercio local me invitó a participar del mismo en carácter de oyente y no dude en acompañar la iniciativa (ya que él mismo ofrecía disertaciones de exponentes nacionales PYMES y exitosos).

Así fue como, al término del evento, me acerqué a uno de los organizadores y le comenté mi interés de comenzar a colaborar con este tipo de encuentros. Esa persona me invitó a participar de una reunión de la Comisión Directiva de JEFEBA (la rama joven de la Federación Económica de la Provincia de Buenos Aires). Participé del encuentro y me encontré con la grata sorpresa de que había jóvenes como yo, con inquietudes, ganas de participar en una entidad gremial empresaria.

Tuve que comprender que una entidad gremial empresaria representa a los empresarios PYMES que generan empleo genuino, agregan valor a sus productos y muchas veces cumplen un rol importante en la sociedad.

A través de los años, tuve diferentes roles dentro de la Cámara de Comercio e industria del partido de San Miguel: primero, como presidente de los jóvenes empresarios de la zona; luego en la Comisión Directiva mayor, como vocal suplente y después como titular.

Paralelamente, dentro de los jóvenes empresarios de la Federación Económica de la Provincia de Buenos Aires, también cumplí roles como: coordinador Regional Oeste (entre 2007 y 2009), vicepresidente (de 2009 a 2011) y presidente (de 2011 a 2013).
También fui parte de la Federación Argentina de Jóvenes Empresarios, ahora denominada CAME Joven (la rama joven de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa). Allí, me desempeñé entre 2007 y 2009 como revisor de cuentas, de 2011 a 2013 como secretario General y, actualmente, como presidente durante el periodo 2013 a 2015.

Javier Montalbetti junto a Osvaldo Cornide, presidente de la CAME
Javier Montalbetti junto a Osvaldo Cornide, presidente de la CAME

Debo aclarar que tengo una empresa junto a mi socio, en la que nos dedicamos a la venta y alquiler de fotocopiadoras. En estos años hemos crecido de forma significativa, gracias al esfuerzo cotidiano, la planificación y los contactos que se han generado en el ámbito empresario.

Es gratificante ver cómo uno, desde una entidad como las que mencioné, puede articular políticas público-privadas, logrando poder transmitir las demandas de nuestros asociados y de la juventud empresaria toda, porque los reclamos o demandas son siempre recurrentes: la falta de acceso al crédito, la mortalidad de las empresas jóvenes antes de llegar a los dos años y la preocupación de poder profesionalizar a los jóvenes para que se transformen de emprendedores a empresarios con más facilidad.

Es una experiencia enriquecedora, con el desafío que implica cambiar mi paradigma para pensar en el bien común y tratar de cambiar la realidad de quienes emprenden, para que el camino sea menos complejo. En el camino, fui encontrándome con un gran equipo de personas honestas, dispuestas a trabajar en consenso, con valores esenciales, los cuales año a año vamos reafirmando como fundamentales para el desarrollo de empresas conscientes del tramado social productivo: conscientes de cuidar el medio ambiente y sobre todo responsables por la interacción que debe tener el empresario joven desde su lugar de origen, hasta las máximas responsabilidades que deba cumplir.

En esta última etapa al frente de la CAME Joven continúo mi labor fomentando el emprendedorismo, con iniciativas como el último evento Emprender en la provincia de Entre Ríos, en la que 2200 jóvenes y dirigentes de todo el país fueron capacitados en el fortalecimiento de las entidades que representan; o el último retiro dirigencial del sector, que contó con la participación de 21 provincias y 80 dirigentes comprometidos con la sociedad en su conjunto.

También tuve la oportunidad de representar a la CAME Joven en el Vaticano, y lograr estrechar la mano de Su Santidad, el Papa Francisco, trasmitiendo un mensaje de esperanza para los jóvenes empresarios de Argentina: es para mí un orgullo y fruto del esfuerzo colectivo.

A su vez, me invitaron a exponer el caso de CAME Joven en un Congreso de Viveros de empresas en Cartagena, Murcia, en España. Es destacable la interacción que se puede generar con el ejemplo de Argentina como caso de crisis permanente y las habilidades que generan los emprendedores para llevar su proyecto adelante.

También es significativo el poder involucrar a los jóvenes en la dirigencia, lo que simplemente se logra generando un ámbito amigable donde nos podamos sentir contenidos y menos solos en el apasionante camino de Emprender.

Como siempre, seguimos involucrados en las propuestas y demandas de los jóvenes de hoy; defendiendo a las PYMES, que son el motor generador de empleo y riqueza; y sobre todo dignificando al hombre que día a día se levanta soñando con un mundo mejor donde poder transitar la vida.

 

*Javier Montalbetti es el actual presidente de CAME Joven.